“No das rodeos”

“No das rodeos”

Tú no das rodeos

ante mis heridas, Señor,

ni huyes al verme roto;

ni siquiera cuando

mi frágil fe se apaga y

 mis horizontes se cierran.

Te acercas con el respeto

y la delicadeza de quien ama,

y pones tu mano sobre mí,

serenas mi corazón

y lo sanas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más

  • Responsable: Unidad Pastoral Txorierri.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.